Facebook acaba de comprar Onavo, la conocida compañía de análisis de consumo de datos móviles. No se ha revelado la cantidad de la operación pero podemos imaginarnos que hará Facebook con esta información.

Onavo, la compañía de análisis de consumo de datos en dispositivos móviles con base en Tel Aviv, ha sido comprada por Facebook. De este modo, la compañía de Mark Zuckerberg tendrá su primera oficina en territorio israelí. Por el momento no se ha revelado el coste total de esta operación, aunque lo que sí podemos imaginar es que hará Facebook con los datos proporcionados por Onavo.

En una entrada en el blog de la compañía, Onavo revelaba la unión al equipo de Facebook. Se desconoce la cantidad exacta de esta transacción, aunque el periódico israelí Calcalist sugiere que estaríamos ante 150 y 200 millones de dólares, mientras que otras fuentes aseguran que ese rango es más amplio: entre 100 y 200 millones de dólares.

En esa misma entrada del blog, Guy Rosen y Roi Tiger, cofundadores de la compañía, afirman estar emocionados de unirse a Facebook y la iniciativa Internet.org, la cual busca lograr que Internet llegue a los 5.000 millones de personas que actualmente no tienen acceso a la Red:

Hoy estamos dispuestos a dar el siguiente paso y hacer un impacto aún mayor apoyando la misión de Facebook para conectar el mundo.

Facebook, desde hace mucho tiempo, está centrada en mejorar la experiencia móvil, de la cual Onavo tiene muchos datos recopilados. Lo más lógico es que la red social utilice esa tecnología e información para saber cómo utilizan los usuarios sus smartphones, intentando mejorar la experiencia en ellos.

Me pregunto que pasará con la aplicación en sí. Onavo recibió muy buenas críticas por ofrecer una herramienta de calidad para saber cómo nos comportamos con nuestro smartphone y economizar el consumo de datos. La aplicación es gratuita y está disponible para Android y iOS. Esperemos que Facebook haga buen uso de la tecnología de la compañía adquirida y pueda mejorar la experiencia móvil de sus usuarios, consiguiendo que se consuman menos datos al mismo tiempo.