Thursday, October 24, 2013

Facebook se lo piensa mejor y elimina un vídeo violento - TICbeat

Parece que la red social Facebook dio un paso en falso al permitir que un vídeo que mostraba una decapitación, publicado hace tiempo, circulase por su plataforma. Por eso, el martes decidió eliminarlo de sus contenidos, y esta decisión ha derivado en una revisión de sus políticas de contenidos gráficos.

La noticia de que este tipo de contenidos circulaban por la red social cayó como un jarro de agua fría sobre muchos sectores de la opinión pública, y más después de conocerse las nuevas políticas de la compañía con respecto a los menores de edad.

Según señaló la BBC, tras una prohibición temporal sobre este vídeo, Facebook decidió no eliminarlo de su plataforma, en un movimiento que pretendía apoyar a la libertad de expresión y que consideraba, además, que el objetivo del clip no era otro que condenar la violencia que en él se muestra.

La polémica de los desnudos

Sin embargo, no hace tanto que se supo, precisamente por las quejas de la usuaria en cuestión, que tanto Facebook como Instagram (que es de su propiedad) habían censurado las imágenes de una madre que amamantaba a su hijo. De hecho, el titular a lo largo de estos días en muchos medios ha sido "Facebook censura los desnudos pero no las decapitaciones".

La presión, no solo de aquellos que consideraban el vídeo de la decapitación inapropiada, sino también de los que pensaban que permitir ese contenido y no otros era una muestra de incoherencia, ha empujado a la compañía a borrarlo y a trabajar en unos términos y condiciones más concretos.

Facebook quiere saber por qué la gente publica lo que publica

Las explicaciones que llegan desde Facebook, recogidas por PC World, indican que, tras revisar sus informes más recientes sobre el contenido gráfico que se publica en su sitio, han concluido que el vídeo de la decapitación sí glorifica la violencia.

Como decíamos al principio, esta decisión ha llevado a la red social a otra, que es la de revisar sus políticas sobre contenidos, que fueron actualizadas por última vez en mayo, cuando empezaron a tener en cuenta los comentarios e imágenes que pudieran resultar discriminatorios.

Sin embargo, si Facebook quiere ser coherente y, además, respetar la libertad de expresión, no lo tiene tan fácil. Para intentar conseguirlo, los próximos cambios en sus términos y condiciones pretenden acercarse más a los motivos por los que se realizan las publicaciones más delicadas en su plataforma, conscientes de que hay imágenes que duelen pero pueden servir para denunciar determinadas realidades.

Por eso, analizará si las imágenes o vídeos van acompañados de un texto de advertencia que ayude a interpretarlos. La audiencia a la que se dirige cada contenido será, también, tenida en cuenta.

Foto cc: Mike Paradise

No comments:

Post a Comment